Radio Marca

Radio Marca es un servicio de www.golesdelaliga.blogspot.com para el disfrute de la gente que entre al blog de todo el deporte y partídos de futbol, baloncesto, tenis, f1... en directo.
A petición de Alex.

domingo, 15 de febrero de 2009

jornada 23 real betis balompié - fc. barcelona

videoSuperar al todopoderoso Barcelona de los récords, que ayer por cierto se dejó uno por el camino —el número de victorias consecutivas a domicilio se queda en nueve—, exigía interpretar a rajatabla un guión que el Betis aplicó si no a la perfección, utopía que para el fútbol implicaría la ausencia de los errores que preceden a los goles, sí reduciendo al mínimo las posibilidades de recibir un revés. Y no lo sufrió, aunque se dejara dos puntos en los últimos minutos después de haber disfrutado de una ventaja de dos tantos. Empató, que no es poco ante una maquinaria que hasta anoche sólo se había averiado en tres ocasiones, sólo en una con el peor resultado. El Barcelona no estuvo a su nivel y eso cuenta en el mérito de los verdiblancos, que pusieron en práctica todas las pautas de comportamiento tendentes a hacer de los 90 minutos de juego un campo de minas y alambradas para un once en el que se contaban los bajitos que hacen de la «roja» una fábrica de sueños, Xavi e Iniesta, en ausencia del reservado Messi.
Lo pasó mal el Barça, incómodo en todo momento ante el orden táctico de un Betis inteligente en la presión, intuitivo en los movimientos destinados a ahogar la creación del rival y cortocircuitar las líneas de pase, presto para contragolpes que bebían de la potencia, calidad y velocidad de Emana, Oliveira, Sergio García o Mark González. En definitiva, el santo y seña del equipo una semana atrás en el derbi.
Por si era poco plasmar en la realidad lo que en papel ya resultaba inverosímil tratándose del rival de que se trataba, el Betis tuvo que hacer frente a la adversidad. Juanito había dado el OK tras el calentamiento pero sólo duraría nueve minutos en el campo. Sin Nelson ni Arzu por sanción, la defensa se quedaba con sólo un titular habitual, Fernando Vega, aunque si ya entonces era de circunstancias, en el segundo tiempo se convirtió en una línea de verdadera urgencia, ya que, lesionado también Lima, en el alargue del primer tiempo, la solución consistió en ubicar junto a un Melli crecido en el liderazgo a un lateral izquierdo, Monzón.
En esta situación, con Mehmet Aurelio y Juande pocos metros por delante de la zaga, afrontó el Betis un segundo tiempo en el que el Barcelona fue con todo a por la remontada. El dato lo dice todo: en la última media hora Guardiola tuvo en el campo a la vez a Xavi, Iniesta, Henry, Messi y Eto'o, a los que se uniría Bojan.
De entrada el técnico catalán sí había recurrido a las rotaciones, ya que el argentino y el francés se habían quedado en el banco y en la defensa aparecía Cáceres. Era el flanco que defendían éste y Abidal, el izquierdo, el que debía explorarse y por ahí lo intentó el Betis en los primeros minutos. Por esa banda llegaría el tanto de Mark González, libre de marca en el segundo palo tras un centro pasado de Sergio García, que empezaba a explotar el filón. No obstante, el Betis había dado más sensación de peligro a balón parado, con un balance que se enriquecía a satisfacción cuando en la tercera acción de estrategia Melli cabeceaba de manera impecable, ganando en el salto a Busquets, al saque de un córner a cargo de Mark González.
Entre el 1-0 y el 2-0, el Barcelona se había mostrado sencillamente como un equipo inoperante (sí, créanlo), ya que su juego de combinaciones rápidas e imprevisibles morían en la encrucijada levantada entre Melli, Lima, Juande y Aurelio, en un trabajo táctico que tampoco se relajaba a lo largo de las bandas y que empezaba en Oliveira y Emana. Entre tanto obstáculo Iniesta lo veía más claro que sus compañeros y sólo él fue capaz de generar incertidumbre en un Betis que no tuvo más ocasiones pero que tampoco las recibió... hasta que el manchego consiguió despegarse de Ilic, entró en el área y cayó ante Juande. El Barça, sí el coloso azulgrana, volvía a entrar en el partido gracias a una pena máxima en el alargue del primer tiempo: y hasta fue necesario que Eto'o, tras fallar, remachara a la red.
El segundo período se preveía tal fue: acoso y derribo del Barça, atascado, y repliegue de líneas de un Betis que seguía poniendo contra las cuerdas a los de Guardiola al contragolpe. Ya con Messi y Henry en el campo, se intensificó la ofensiva culé y ahí Ricardo, sensacional su parada ante Piqué a bocajarro, fue una barrera infranqueable sólo por la calidad de un equipo salvado ayer por sus individualidades, concretamente por un Eto'o que se desembarazó de la marca de tres defensores para batir al portugués y dejar en el beticismo el suspiro por lo que habría sido y no fue: un tercer gol que habían tenido en sus botas Oliveira y Emana en mano a mano con Valdés, cuando la pérdida de la pegada, así venía también en el guión de partidos ante equipos grandes, se penalizaba con un gol traicionero en contra que, en este caso, no resta mérito a un dignísimo empate frente al más que probable campeón de Liga.

No hay comentarios: